LA INDUSTRIA DEL PALADAR Y EL BOOM DE LA GASTRONOMÍA PERUANA

  • Bruno Giuffra

Resumen

Motivo de orgullo nacional, nuestra comida no sólo representa la riqueza cultural de nuestro país -con influencia de casi todos los continentes- sino también, explica nuestra capacidad inventiva, creatividad, osadía culinaria y un especial manejo de insumos y sabores que nos hacen únicos en el planeta. Esta privilegiada realidad, sumada a las extraordinarias condiciones actuales para desarrollar negocios en el país, ha hecho que se desarrolle un boom gastronómico sin precedentes. Según el reciente estudio nacional del consumidor peruano de Arellano Marketing, salir a comer a la calle es la primera actividad fuera de ver televisión, descansar o escucha música, cuando se pregunta sobre el tiempo libre de los peruanos. La preferencia, como se puede anticipar viendo nuestras calles, se concentra marcadamente en las pollerías, con 56% de asistencia de las dos o tres veces al mes que salen en promedio los peruanos a comer a la calle. Siguen en el ranking las cebicherías con un 24% de asistencia y los chifas con 20%.

Junto con el turismo (su primo hermano), no hay otra actividad que genere tantos beneficios juntos.

Publicado
2011-12-15
Sección
Artículos